TERAPIA INDIVIDUAL

La terapia individual busca resolver los conflictos personales internos o conflictos asociados a las relaciones con personas significativas, como son los miembros de la familia. Además del tratamiento de diferentes patologías, previa evaluación de la mismas en caso de ser necesario.

• Dificultad en la resolución de problemas y adaptación a situaciones del “día a día”.

• Trastornos psicosomáticos.

• Trastornos de la conducta alimentaria.

• Trastornos del espectro autista.

• Ansiedad.

• Fobias y miedos.

• Rupturas sentimentales.

• Depresión o falta de ánimo.

• Afrontamiento de enfermedades físicas y crónicas.

• Experiencias traumáticas como la pérdida y el duelo.

• Dificultades psicosexuales.

• Esquizofrenia.

• Conflictos derivados del consumo de drogas.

• Y otras muchas, a estudiar en cada caso.